Análisis clínicos

Los análisis clínicos veterinarios engloban una serie de pruebas que dan información a nuestros veterinarios para ayudar a determinar el diagnóstico de determinadas patologías que afectan a nuestros animales. En nuestras clínicas veterinarias Vetland te ofrecemos los siguientes análisis clínicos:

  • Hemograma: análisis sanguíneo en el que se hace un recuento de glóbulos rojos, glóbulos blancos y plaquetas, su forma y tamaño y la cantidad de hemoglobina. Disponemos de un equipo de hematología que nos proporciona los resultados al momento, y esto es imprescindible a la hora de establecer un protocolo de pruebas diagnósticas de manera rápida.
  • Bioquímica sanguínea: estudia la concentración de diferentes sustancias químicas disueltas en la sangre del animal. Nos informa del metabolismo del animal y del funcionamiento de ciertos órganos como el hígado o el riñón, de la concentración de determinadas hormonas (como la tiroidea o el cortisol) concentraciones de fármacos, anticuerpos frente a determinadas enfermedades, etc. En Vetland® disponemos de un equipamiento de última tecnología y trabajamos con laboratorios que ponen a nuestro alcance un gran abanico de determinaciones bioquímicas.
  • Test rápidos para la detección de determinadas enfermedades: disponemos de test rápidos para el diagnóstico de enfermedades habituales en perros y gatos, entre otras la leucemia felina, la inmunodeficiencia felina, la Leishmaniosis y la Parvovirosis. Estos test son una herramienta muy fiable de diagnóstico y tienen la ventaja de que nos dan los resultados al momento, permitiendo una actuación rápida por parte del veterinario.
  • Biopsia: toma de una muestra de tejido para su estudio histopatológico. Esta prueba se realiza en caso de alteraciones cutáneas, así como en alteraciones en diferentes órganos que requieren un análisis en laboratorio que pueda orientarnos o confirmar un diagnóstico determinado.
  • Citología: estudio microscópico de una muestra tomada del animal. Se puede realizar sobre muestras obtenidas de lesiones cutáneas o subcutáneas, ganglios, piel, líquidos orgánicos, médula ósea, etc. Es una prueba básica, no invasiva, que en muchos casos nos revela información muy útil en el diagnóstico de determinadas patologías en perros y gatos.
  • Determinación de dermatofitos: es un cultivo realizado a partir de una muestra (pelo o escamas) tomada de una lesión dérmica de un animal que nos indica la presencia o ausencia de hongos en la piel (tiña). Conviene descartar siempre este tipo de procesos ya que en algunos casos pueden transmitirlo a las personas que están en contacto con ellos.
  • Urianálisis: análisis de las propiedades físicas, químicas y microscópicas de una muestra de orina. Consiste en un análisis morfológico de la orina, medición de la densidad, determinación de diferentes valores a partir de una tira reactiva (pH, urobilinogeno, hemoglobina, glucosa, etc.) y valoración del sedimento urinario mediante microscopía.
  • Análisis coprológico: análisis que se realiza en una muestra de heces. Los más frecuentes son análisis parasitarios, que consisten en la detección de huevos o formas adultas parasitarias en una muestra de heces. En algunos casos conviene derivar la muestra a un laboratorio para realizar otros tipos de estudios más específicos para garantizar un diagnóstico veterinario para tu perro o gato excelente.

Estamos en: · · · · vetland@vetland.es

© 2018 Todos los derechos reservados